El precio es el valor monetario que se le asigna a un producto o servicio en el mercado. Es un componente esencial en las transacciones comerciales y juega un papel crucial en la asignación de recursos y en la toma de decisiones tanto de los consumidores como de las empresas.

Los precios varían siguiendo la Ley de la oferta y la demanda, en la cual influyen factores como:

  • La disponibilidad de producto (oferta).
  • Competencia en el mercado (demanda).
  • Costes de producción y distribución.
  • Percepción de su valor por parte de los consumidores.

Precio: Valor pecuniario en que se estima algo. Diccionario de la RAE.

¿Qué es el precio?

El precio es la cantidad de dinero que se pide o se da a cambio de algo, ya sea un producto o un servicio. Es una expresión cuantitativa del valor que se le asigna a lo que se está ofreciendo o demandando en el mercado. El precio se ve influenciado por varios factores, incluyendo los costos de producción, la oferta y la demanda, la competencia, las condiciones del mercado, y las percepciones de valor por parte de los consumidores.

En términos económicos, el precio es un componente esencial en las transacciones del mercado, actuando como un mecanismo para equilibrar la oferta y la demanda. Los precios pueden variar ampliamente dependiendo de la naturaleza del producto o servicio, su disponibilidad, su calidad, y la estrategia de precios del vendedor, entre otros factores. En esencia, el precio es el punto de acuerdo al que llegan el comprador y el vendedor para realizar un intercambio.

¿Cómo se calcula el precio? Ley de la oferta y la demanda

La ley de la oferta y la demanda es el principio básico sobre el que se basa una economía de mercado ya que pone de relieve la relación que hay entre la oferta y la demanda de un producto en función del precio al que se vende. Esta ley es el resultado de la convergencia de la Ley de la oferta y la Ley de la demanda.

Requisito fundamental: un mercado libre

Es importante destacar que la oferta y la demanda no responden necesariamente a los movimientos de los precios de forma proporcional. El grado en que los cambios de precio afectan a la demanda o a la oferta del producto se conoce como elasticidad del precio. Los productos con una alta elasticidad precio verán fluctuaciones más amplias en la demanda. Por el contrario, los productos de primera necesidad serán relativamente inelásticos en su valor, porque la gente no puede prescindir de ellos fácilmente, lo que significa que la demanda cambiará menos en relación con los cambios en el precio.

La determinación de precios basada en las curvas de oferta y demanda supone un mercado en el que compradores y vendedores son libres de realizar o no transaccionesen función del precio. Factores como los impuestos y la regulación gubernamental, el poder de mercado de los proveedores, la disponibilidad de bienes sustitutivos y los ciclos económicos pueden desplazar las curvas de oferta o demanda o alterar su forma. Pero mientras los compradores y los vendedores conserven su capacidad de acciónlas mercancías afectadas por estos factores externos siguen estando sujetas a las fuerzas fundamentales de la oferta y la demanda.

Precio de equilibro

También llamado precio de equilibrio de mercado, es el precio al que la demanda coincide con la ofertaproduciendo un equilibrio de mercado aceptable para compradores y vendedores.

En el punto en el que se cruzan una curva de oferta ascendente y una curva de demanda descendente, la oferta y la demanda se equilibran, sin que haya un exceso de oferta o una demanda insatisfecha. El nivel del precio de equilibrio en el mercado depende de la forma y la posición de las respectivas curvas de oferta y demanda, en las que influyen numerosos factores.

Factores que afectan a la oferta

En los sectores en los que los proveedores no están dispuestos a perder dinero, la oferta tenderá hacia cero con precios del producto inferiores a los costes de producción.

La elasticidad de los precios dependerá también del número de vendedores, de su capacidad productiva agregada, de la facilidad con la que se puede reducir o aumentar la producción y de la dinámica competitiva del sector. Los impuestos y la normativa también pueden ser importantes.

Factores que afectan a la demanda

La renta de los consumidores, sus preferencias y su disposición a sustituir un producto por otro son algunos de los factores más importantes que determinan la demanda.

Las preferencias de los consumidores dependerán, en parte, de la penetración de un producto en el mercado, ya que la utilidad marginal de los bienes disminuye a medida que aumenta la cantidad poseída. El primer coche o un televisor en el salón son más útiles que el quinto coche aparcado en el garaje o una tele en el mismo.

Referencias

Diccionario financiero de Eurekers

Investopedia